INDEPENDIENTE

Si un término merecería ser rescatado cuanto antes de la gran carpa de las habladurías, es el de independiente. Cineasta independiente. Intelectual independiente. Crítico independiente. He allí palabras mayores que a diario vemos cómo se usan de la manera más superficial que uno pueda imaginar.

Lo triste no está en el autoengaño compartido que muchas veces pone en evidencia ese uso y abuso del concepto, sino en la consolidación de un sistema de apreciación de la realidad donde el binarismo que solo ve los polos, deja escapar la riqueza de los matices. ¿De qué hablamos realmente cuando se menciona lo de independiente? ¿De verdad podemos creer que la independencia existe allí donde apenas se persigue una libertad formal, digamos, una libertad retórica, y se deja intacto el orden de cosas que tanto nos molesta?

La Bruyére gustaba repetir algo que a mí se me antoja pudiera ser el lema de todo aquel que persiga la independencia: “Hacerse valer por cosas que no dependen de los demás, sino de uno mismo o renunciar a hacerse valer”. Pero en este mundo cada vez más conectado a nivel global, parece una verdadera utopía conseguir el reconocimiento apelando apenas a lo que depende de uno mismo.

¿Se tendría que renunciar entonces al reconocimiento individual? No lo creo. Aunque la época nos está dando verdaderas lecciones de las posibilidades colaborativas que brindan las nuevas tecnologías, eso no significa que desaparezca el sentido de lo independiente, pues en todo caso lo que sí se vuelve anacrónico es el antiguo modelo de lobo estepario en función de una subjetividad nihilista.

Para mí la lo de la independencia está mucho más allá de lo económico o lo político. Es algo complejo que demandaría más acciones efectivas y menos declaraciones de principio. Se lo comentaba Rossellini a Truffaut en una de sus conversaciones: “Hoy los hombres quieren ser libres de creer una verdad que les ha sido impuesta; ya no hay hombres que busquen su propia verdad y esto me parece extraordinariamente paradójico”.

Es esa Verdad personal que a diario buscamos la que al final alimenta la más auténtica independencia.

Juan Antonio García Borrero

Anuncios

Publicado el junio 20, 2017 en Uncategorized. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: