Archivos diarios: enero 29, 2015

SOBRE LA ASAMBLEA DE CINEASTAS CELEBRADA EN ENERO

Cineastas cubanos contra… la lluvia.

La lluvia y el carácter informativo de la mayoría de los temas impregnaron un ambiente más calmado que otras veces a la Asamblea de cineastas del pasado sábado 24 de enero (¿se han fijado que la atmósfera o Dios se empeñan en que llueva en sábados de Asamblea?) Como los asuntos se han ido acumulando, esta vez haremos un resumen detallado.

El “Documento del Grupo de Trabajo Temporal (GTT) para la renovación del sistema del cine cubano y del ICAIC” ya está terminado y listo para su presentación a la Comisión de Implementación de los Lineamientos. El enunciado quizás no resalta la importancia del hecho: hemos trabajado por casi dos años junto al ICAIC para llegar a este documento. Recordemos que la inconformidad con la metodología original, que prácticamente dejaba fuera a los cineastas, fue el detonante que dio vida a nuestras acciones. Cuando el ICAIC haga efectiva la entrega, habremos cumplido una parte importante de nuestros objetivos y se abre la etapa definitiva de llevar las ideas a la práctica. En el camino hemos sido objeto de incomprensiones, ofensas, indiferencias y descalificaciones, pero tampoco nos ha faltado la solidaridad, y mucho menos el empecinamiento propio porque siempre hemos estado convencidos de la justeza de nuestras demandas.

El Documento tiene un carácter técnico y práctico, que es el que corresponde en esta etapa, ha sido elaborado de conjunto entre los cineastas y el ICAIC y recoge la totalidad de nuestras aspiraciones, planteadas y analizadas en las Asambleas. En especial están presentes la necesidad del reconocimiento del creador audiovisual, la creación del registro correspondiente, dotar de personalidad jurídica a las productoras independientes e iniciar el proceso para promulgar una Ley de Cine.

En cuanto a la Ley de Cine, el Documento del GTT propone fechas que, una vez definidas por la Comisión de Implementación de los Lineamientos, deben poner en marcha el mecanismo sin más dilación y según lo establecido en el país para estos procesos. Los cineastas, con el ICAIC y el Ministerio de Cultura, debemos trabajar para presentar contenidos y conceptos que consideramos deben integrar la Ley.

Es necesario acabar de una vez con los rumores que demonizan la Ley de Cine sin comprender la necesidad y urgencia de la misma, y dejar claro que los cineastas no intentamos usurpar las funciones del Estado o de la Asamblea Nacional del Poder Popular ni ejercer presiones irresponsables. Nuestra labor ha estado encaminada a crear conciencia de la necesidad de la Ley y a reclamar nuestro derecho a aportar contenidos que deben formar parte de ella para que resulte el corazón vivo que necesita el audiovisual cubano para su renovación y no letra muerta. Lee el resto de esta entrada

Anuncios