PERSONA (2014), de Eliecer Jiménez

Encontrando la Persona

Por Alejandro Rodríguez Rodríguez

En defensa del cine documental y de la creación con bajos recursos levanta su voz otra vez el joven camagüeyano Eliecer Jiménez Almeida. Reconocido por trabajos como Usufructo, que recibió el premio de la Escuela Internacional de Cine y Televisión de San Antonio de los Baños (EICTV) en el pasado Festival de Cine Pobre de Gibara, este autor propone ahora el pentálogo de historias Persona, un trabajo independiente producido por Ricardo Figueredo Oliva, quien produjera también los populares cortometrajes de ficción del cineasta Eduardo del Llano sobre Nicanor O’ Donell.

El nuevo filme de Eliecer describe la existencia de cinco seres humanos en conflicto diario con los demonios más notorios de la sociedad cubana actual. A través del reflejo de las rutinas de un sepulturero católico, un escritor martiano, un enfermo postrado, un ama de casa y su hijo desaparecido, el realizador pretende sacar del silencio las voces de quienes pueden antojarse invisibles a los ojos de un buscador de clásicos protagonistas. Sacudir la apatía que la sociedad les ofrece es su intensión original.

Cuestiones como la discriminación, la reinserción social de exreclusos, el drama y las heridas de la migración, la familia, la individualidad frustrada en el grupo, la “dignidad plena del hombre”, la despersonalización, la omnipresencia de lo político en la vida civil de los cubanos, aparecen en matices diversos dentro de una obra que no pretende sino existir, acaso como mismo existen quienes la motivan: en plena lid con un pretérito castigando el presente, y abriendo paso a lo próximo imprevisible.

El medio y la ciudad se muestran aquí no solo como un laberinto de calles— que para eso ya están los discursos de promoción turística— sino también de vidas: las vidas en estilo de “platos rotos” que componen el tejido esencial de los sectores marginales.

Cerca de 20 trabajos conforman la obra de Eliecer Jiménez Almeida, que desde manifestaciones tan disímiles como pueden ser el documental, la ficción y el videoarte, se aproxima a las problemáticas sociales de la Cuba de ahora mismo, apropiándose a la vez de conceptos periodísticos y artísticos. No es común que el audiovisual cubano contemporáneo logre una confluencia feliz en tal sentido.

Persona resulta un sincero ejercicio de la expresión individual: un canto de amor a la precariedad desde la precariedad, una sugerencia de concordia, de encontrar a las personas bajo la camisa del producto social, y también un grito de inclusión y respeto entre el Nosotros y el Yo, o entre lo que el realizador define como “el mundo y los pequeños mundos”.

A juicio de quien suscribe, Persona aporta una mirada singular al tema de la marginalidad en Cuba, digna de no olvidarse en los debates actuales sobre la redistribución del espacio espiritual que habitamos los aquí nacidos.

Anuncios

Publicado el marzo 14, 2014 en Uncategorized. Añade a favoritos el enlace permanente. 2 comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: