CARTA DEL CINEASTA CUBANO ROLANDO DÍAZ A JUAN ANTONIO GARCÍA BORRERO

El cineasta cubano Rolando Díaz (Los pájaros tirándole a la escopeta; Melodrama, entre otros), que actualmente vive en España, me hace llegar esta carta que contiene interesantes interrogantes, con el fin de compartirlas con los lectores del blog.

Estimado Juan Antonio:

Como eres de los críticos e historiadores cubanos que observa y valora nuestro cine como un todo (y no sólo con palabras) te escribo esta nota.

Recientemente he terminado la película Los Caminos de Aissa. Es mi octavo largometraje (Melodramapara mí lo sigue siendo, como parte del frustrado proyecto Pronóstico del Tiempo) y el cuarto que hago viviendo fuera de Cuba. Cuatro y cuatro. Para mi propia sorpresa, ya casi tengo más obra fuera que adentro.

No es Los Caminos de Aissa una película cubana. Para nada. Aunque lo esencial (guión, dirección, parte de la producción, cámara, sonido, edición, música y mezclas) esté hecho por cubanos que viven, una vez más en mi cine, dentro y fuera de Cuba.

La película trata sobre una joven de Camerún que lucha por abrirse camino entre múltiples contratiempos emocionales en la España de la crisis. Bien podría hacer referencia, aunque indirectamente, a la vida de personas que fuera de su hábitat natural (o dentro del mismo) han tenido que intentar salir adelante.

Sabes que el tema racial me apasiona (no encuentro mejor palabra) y, aunque para nada es el centro de este relato real (es intencional el uso de las eres continuadas), sí es una evidencia que la película no puede esconder.

Aissa es negra y mujer, como los personajes que habitan la censurada Si me Comprendieras y que habitarán, aunque hablando de otra raza esencial para la consolidación de nuestra Nación, en mi nuevo proyecto Otra Mirada a China Town, que sobre mujeres chinas-cubanas, deseo rodar en el Nueva York del 2015…Si los astros se alinean a mi favor.

Después de viejo me ha dado por pensar en la Nación que fuimos y ya no somos, ese país que viví de niño, donde ser un chino comerciante era una virtud más que un cuasi delito (cambios incluidos). Por ello, sabemos todos (aunque pretenda disimularlo el maquillado Barrio Chino alrededor de la calle Zanja), prácticamente ha desaparecido esa raza de nuestro perfil como país….

Como también las minorías judías y árabes, inherentes a la vocación de mercaderes, ya casi inexistentes en nuestro paisaje étnico.Estas reflexiones nostálgicas, quizás las achaque a la falta de Patria que todos los que vivimos fuera (incluso aquellos que no les interesa el tema) poseemos.

Es triste que por el sólo hecho de pensar diferente la obra de un cineasta esté condenada a vivir lejos de personas que tanto me interesan (el público cubano). Me preguntaría ¿porqué Los Caminos de Aissa no se verá en Cuba?

Sé que, una vez leída esta nota, puede ser que alguien me sugiera:

—Rolando, déjate de tonterías, regresa a Cuba (una vez más), las cosas están cambiando, exhibe Los Caminos de Aissa

Pero, respondería yo, ¿y quién exhibe lo que no se ha exhibido? ¿En qué lugares de mi largo caimán podría verse El Super, Dos Veces Ana, Si Me Comprendieras y tantas otras?

Un abrazo, y otro grande a tus lectores de,

Rolando Díaz

Anuncios

Publicado el noviembre 20, 2013 en Uncategorized. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: